Neolith

Es un material resistente a los rayos UV, por lo que los colores no van a sufrir ningún tipo de alteración con el paso del tiempo, eso lo convierte en un material idóneo para espacios exteriores que están expuestos al sol largas horas al día. Además el porcelanito Neolith, no permite la filtración de líquidos, es muy ligero y es resistente al fuego y a las altas temperaturas.

Neolith puede utilizarse tanto en interiores como en exteriores, siendo sus principales usos:

Interiores:
Encimeras de cocina y baño, mobiliario, pavimentos y revestimientos.
Debido a su elevada resistencia al calor y a su porosidad próxima a cero, que lo hace poco vulnerable a los productos químicos, es especialmente apto para superficies de trabajo en laboratorios, clínicas, etc.
Dado que Neolith se adapta a cualquier tipo de superficie y soporte, puede aplicarse tanto sobre materiales convencionales como sobre paneles compuestos (aluminio, cartón, yeso, madera).

Exteriores:
Pisos exteriores, fachadas aplicadas y fachadas ventiladas con anclajes tanto vistos como ocultos.
Gracias a los diferentes grosores de las láminas y sus posibilidades de combinación, siempre hay una solución perfecta para cada aplicación.